¿Cómo afecta la salud de los venezolanos el Bloqueo ilegal y criminal?

MPPEF (08-08-2019).- Venezuela en la actualidad es víctima de una guerra económica y financiera que ha impuesto el gobierno de Estados Unidos (EE.UU.), aliado con otras naciones y la derecha nacional, con el objetivo de estrangular la economía del país tratando de acabar con la productividad y provocar una crisis en los servicios.

Estas medidas coercitivas unilaterales han dejado grandes estragos, no solo en el sector económico y financiero del país, sino también en la salud motivado a la negativa de adquisición de medicamentos para todos los habitantes de la nación Bolivariana.

El bloqueo económico en materia de salud impuesto contra Venezuela va desde el 2014, con la declaración de amenaza inusual y extraordinaria dictada por el presidente de ese momento Barack Obama, y que continúa bajo la administración de Donald Trump.

En agosto de 2018, el banco estadounidense Citibank bloqueó parte de los fondos destinados a la importación de 300 mil dosis de insulina, perjudicando a más de 450 mil pacientes.

Por su parte, el laboratorio BSN Medical, con sede en Colombia, negó el despacho de los medicamentos, luego de haber recibido el pago por la compra de 2 millones de unidades de tratamiento antimalárico.

Estas acciones ocasionaron que el banco suizo UBS AG, bloqueara las transacciones realizadas por Venezuela con la Organización Panamericana de la Salud (OPS), destinadas a la compra de vacunas para el programa de inmunización; hecho que obligó a Venezuela y a la OPS a buscar alternativas con bancos de otros países generando un retraso de cuatro meses en el programa de inmunizaciones.

Las agresiones en esta área van desde la negativa por parte de las transnacionales farmacéuticas Pfizer y Novartis de vender medicamentos, reactivos e insumos para el tratamiento de enfermedades crónicas.

Entre los medicamentos cuya compra fue impedida a Venezuela, se encuentran medicamentos para el tratamiento de la enfermedad de Parkinson, inmunodepresores para personas trasplantadas, y reactivos e insumos para laboratorios.

Pese a toda esta agresión, el Gobierno Bolivariano continúa profundizado relaciones de cooperación con el Sistema de Naciones Unidas en materia de salud y con Organizaciones Internacionales para la adquisición y donación de medicamentos, para sí proteger la calidad de vida de los venezolanos.

T/Andrea España

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *